PRODUCTOS DE CALIDAD, ARRAIGADOS EN LA HISTORIA DE DOUARNENEZ

La conservera de sardinas más antigua del mundo aún en funcionamiento, la Maison Chancerelle, fundada en 1853 por Robert Chancerelle, ha atravesado los siglos al ritmo de los caprichos del mar sin perder nunca el rumbo.
Digna representante de Bretaña, orgullosa de sus valores y raíces, la empresa familiar perpetúa su saber hacer tradicional desde hace más de 165 años bajo la marca Connétable.
 

Lo mejor del mar

Desde la pesca hasta el producto final, Connétable se compromete a ofrecer conservas de pescado de calidad, lo que significa prestar atención al sabor, pero también al respeto por el medio ambiente y los recursos marinos.

Venga a descubrir nuestros productos en venta directa en nuestra tienda de Douarnenez. Françoise estará encantada de recibirle.